Y de repente (Poema ganador de Mención, CERTAMEN 2013 S.A.D.E BERNAL QUILMES “EL PRIMER AMOR”


Y de repente
Y de repente, amor, tan de repente
se alborotaron las aves de mi jaula
y besando al cielo en las alturas
salieron a volar, una mañana.
Y de repente, amor, tan de repente
mis potros desbocáronse sin calma,
galopando juventud en mis llanuras,
de la estampida que detonaste en mi alma.
Y germinó mi semilla en bello suelo,
y florecieron mis rosales en otoño,
y brotó un bosque entero en el desierto
avivando la esperanza del retoño.
Así sucedió todo, de repente,
no sé quién nos juntó, por qué, ni cómo,
mas sí sé que tú, entre tanta gente,
has sido mi primer amor, mi todo.
© Rubén Sada 19/7/2013
 Imagen superior: © Jim Warren

http://rubensada.blogspot.com/2013/10/y-de-repente-poema-ganador-de-mencion.html

Anuncios

TODOS LOS DÍAS UNO

Rubén Sada leyendo, entre libros, poesía, poemas, versos, rimas



TODOS LOS DÍAS, UNO

Yo leo todos los días por lo menos un poema,
para alivio de mis penas, y una mente positiva.
Trescientos sesenta y cinco en un año habré leído,
y en diez años, ni te digo, tres mil seiscientos cincuenta.

¿Te imaginás cuánto aprendo? ¡Sé que me he vuelto rico!
Al escribir no me achico cuantas más palabras tengo.
Porque según Borges dijo ‘a él lo enorgullecían
las páginas que ha leído, y no las que él escribía’.

Es que ‘el crecimiento de uno no es por lo que este escribe,
sino por lo que uno lee’, agregó Don Jorge Luis.
El mediocre pierde el tiempo, no le da valor, cuantía,
¡si leer una poesía sólo demanda un momento!

Vivo en un mundo irreal, casi utópico, casi místico,
mientras le doy de comer poesía a mi espíritu.
De paso aprendo la técnica para dar alivio al alma
trasladando hacia mi palma los versos de mi conciencia.

Vos también, hacé lo mismo, leé uno cada día,
y alejarás de tu vida el árido pesimismo.
Practicarás altruismo, actuarás con empatía,
a medida que la poesía actúe en ti con lirismo.

Copyright © Rubén Sada. Publicado en el libro “Octonarios

http://rubensada.blogspot.com/2013/07/todos-los-dias-uno.html

¡CUÁNTO AGRADEZCO EL SABER! (Soneto en homenaje al libro – Día Mundial del Libro)

leer, mujer leyendo, lectora, lector, saber, conocimientos

¡CUÁNTO AGRADEZCO EL SABER! (Soneto hexadecasílabo)

¡Cuánto agradezco el saber que me prodigan los libros!
Redimido del pasado, mi mente comienza a ver.
Siento que estoy liberado. ¡De la ignorancia yo emerjo!
Cuando en ellos me sumerjo lloro, río, sueño, vibro.

Agradecido yo estoy a ese cúmulo de letras
que en mi espíritu penetra y me dice adónde voy.
En sus páginas admiro sabidurías y ciencias,
palabras que a mi conciencia le regalan un respiro.

Con ellos siento el poder, con ellos me gratifico,
lo inexplicable yo explico, pues me ayudan a entender.
Nunca paro de crecer, mi impulso no se detiene,

y de sus versos proviene la más conspicua energía,
sea de noche o sea de día comienzo a resplandecer,
me iluminan y me guían… ¡cuánto agradezco al saber!

© Rubén Sada 29-08-2012

Homenaje al libro. 23 de Abril, Día Internacional del Libro

http://rubensada.blogspot.com/2013/07/cuanto-agradezco-el-saber-soneto-en.html

LIBRE

ruben_sada_libre


LIBRE

Libre, como el sol cuando amanece yo soy libre… como el mar.

Libre, como el ave que escapó de su prisión, y puede al fin volar. 
(Nino Bravo)


Estoy atrapado en un cuerpo pero es de un ave mi alma.

De afuera verán a un hombre pero es volátil mi áurea.
Parezco un hombre por fuera, tengo un disfraz. ¡Qué falacia!
Este cuerpo no condice con lo que el mismo guarda.

Soy un pájaro que vuela, y libre, en lo alto, anda,

en las alturas del cielo, aunque Dios no me dio alas.
Cuando me pongo a escribir mi espíritu se levanta,
y entre pensamientos y letras con mi pluma hago acrobacia.

Cuando empiezo a leer, veo todo desde una posición bien alta.

No estoy dispuesto a ser hombre que por la tierra se arrastra.
No quiero estar ya más preso escondido tras la máscara.
Yo soy pájaro ataviado que de creerse hombre se harta.

Déjenme volar con libros, y con poesías rimadas.

Ya no seré un ser humano, la gente lastima, y mata.
Me vestiré de avecilla que a nadie molesta y daña,
y me sacaré esta ropa de hombre que se desgasta.

Me quitaré este disfraz, estar en él, no me agrada,

y volaré por la atmósfera silenciosa, azul y blanca.
¡Déjenme despegar libre! ¡Quiero salir de esta jaula!
Este ropaje de carne no le hace bien a mi alma.

Copyright © Rubén Sada. 18/01/2009- Publicado en el libro “Octonarios

EN DEFENSA DE LA RIMA (Soneto con estrambote, por Rubén Sada)

Gustavo Adolfo Becquer
Gustavo Adolfo Becquer
 
EN DEFENSA DE LA RIMA (Soneto con estrambote)

Quienes dicen “la rima es anticuada”
despreciando un milenio de poesía,
de palabra escasez, y en carestía
no pueden hilvanar dos versos, nada.

De “moderna”, la hallamos disfrazada
pero es prosa, sin metro ni armonía.
¿Por qué osas matar la melodía,
si la hermosa poesía no te agrada?

Si acaso lees cuento o narrativa
respetaré tu decisión tomada,
mas, no restes valor a bellas rimas.

No des nunca embestida despiadada,
que a los versos música suprima.
¡Lo anticuado es la ausencia de palabras!

¡Si hasta la simetría
de cualquier bella flor es una rima
con aquella mujer cuando es poesía!

Rubén Sada (04/09/2012)

 


http://rubensada.blogspot.com/2013/06/en-defensa-de-la-rima-soneto-con.html

21 de JUNIO

amor_invierno
Amor en invierno

21 de JUNIO

 
¿Sabés por qué me gusta el invierno? 
Porque me hace recordar los viejos tiempos 
en los que íbamos de la mano bajo el cielo 
sin importar si era celeste, gris o negro. 

Si a algunos no les gusta los comprendo 
No tienen el fuego que llevamos dentro. 
Tal vez prefieren pasarla de paseo 
aguantando el calor de los infiernos. 

¿Sabes por qué me gusta el invierno? 
Porque tengo como aliado al viento 
que transporta hasta ti todos mis besos 
aunque de a ratos me halle un poco lejos. 

¿Sabés por qué me gusta este solsticio? 
Porque escapamos juntos del bullicio, 
para disfrutar lo que se nos hizo un vicio, 
sin tabúes ni vergüenza ni prejuicio. 

Amor, prefiero mil veces el invierno, 
porque yo soy la estufa de tu cuerpo, 
que se refugia en el nido de tu pecho 
y el que calienta todos tus deseos. 

¿Sabés por qué me gusta este período? 
Porque nos damos un amor recíproco, 
para no enfermar es el mejor antídoto, 
y nuestros cuerpos bailan al unísono. 

El veintiuno de junio es el invierno, 
el veintiuno de junio lo festejo, 
porque es la noche más larga del año 
y habrá un minuto más para amarnos. 
 
★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★

Copyright Rubén Sada 2006-2013. 12-06-2007

★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★☆★

VOS ELEGÍS


Vos elegís

“Lo que te gustó de mí, hoy te provoca llanto”. (Ricardo Arjona)

Vos elegís, mujercita, de quién vas a enamorarte:
O de un rudo o de un poeta, incompatibles los dos.
Dibujaré ambos perfiles, para a elegir ayudarte,
al lado de cuál de ellos desearías vivir vos.

Cuando estés con el poeta te hablará de cosas lindas,
las creaciones más bonitas probablemente lo inspiran, 
con sus manos delicadas finas imágenes pinta,
y lo asombran las estrellas, son ellas su inspiración.

Al recio no inspira el cielo, ni ve la luna ni el sol,
porque grita en el ‘boliche’ y con partidos de ‘futbol’.
Y mientras el violento goza de una pelea de box,
el romántico poeta canta alegre a media voz.

El poeta se enamora del perfume de la flor,
y detecta esta belleza donde otros no la ven.
Canta y lee unas poesías, habla además del amor,
y toda su vida gira siempre en torno a la mujer.

Donde haya diferencias y en peleas de pareja
el monstruo a su mujer dice insultos, grita y le pega.
El poeta en cambio triste, y para descargar sus penas 
con lágrimas en los ojos escribirá unos poemas.

Vos elegís, mujercita: o un ignoto poco sesos,
con piernas, músculos, bíceps, y espalda de luchador,
o un filósofo y poeta que llene tu alma de besos,
y te regale unos versos con talento de escritor.

El recio ante la pelea: “Vamos afuera”, amenaza,
el poeta está convencido del poder de la palabra.
El animal sólo quiere llevar tu cuerpo a su cama.
El poeta también quiere, pero además te ama.

La bestia de ti se abusa, quiere ser tu rey y dios,
y te pisotea y te usa, y no te da libertad.
Cuando le da a la cerveza y otros tipos de alcohol,
se convierte en rompe-cabeza sin ninguna solución.

Vos elegís, mujercita, a quién querés de los dos,
si al que las demás admiran por su estampa varonil,
o al que también es un hombre pero está lleno de amor
y que vive la poesía. Menos mal que te advertí.

Copyright © Rubén Sada. Publicado en el libro “Octonarios
La caricatura de Rubén Sada es gentileza del 
dibujante Luis Enrique Antolinez (Colombia)

http://rubensada.blogspot.com/2013/06/vos-elegis.html